Los más vendidos

Categorías

Información

Fabricantes

Novedades

Nuestras tiendas

Nuestras tiendas

Estamos en el centro de Zaragoza, al lado del Mercado Central, junto a la parada de tranvía CESAR AUGUSTO.

Proveedores

No hay proveedores

UN EXTRA PARA TUS DEFENSAS

sep 9, 2021

Ser o no ser friolero no guarda relación con el hecho de que las bajas temperaturas puedan hacer efecto en la salud. Frío seco, frío húmedo, nieve, heladas, y un sinfín de cambios de temperatura ponen a prueba al sistema inmunológico. Por tanto, resulta vital saber cómo proteger al organismo frente a estos agentes externos, y la marca Redoxon conoce todas las claves para aportar una ayuda extra a las defensas en ese periodo de preparación frente al invierno.

¿Qué es el sistema inmune?

Para comenzar, es fundamental saber que el sistema inmunológico es la defensa natural del cuerpo para evitar infecciones causadas por virus y bacterias. Se compone de órganos, tejidos, proteínas y células especiales. Estas células son glóbulos blancos, de dos tipos básicos, que se combinan para encontrar y destruir las sustancias u organismos que causan las enfermedades.

Uno de esos tipos de glóbulos blancos, llamados fagocitos, devoran a los organismos invasores. El otro tipo son los linfocitos, que ayudan al cuerpo a reconocer a los invasores y a destruirlos.

Cuando el cuerpo detecta sustancias ‘extrañas’, el sistema inmunológico actúa para reconocerlas y eliminarlas. Todas estas células, junto al resto de componentes del sistema inmunológico, ofrecen al cuerpo protección contra las enfermedades. Este tipo de protección es conocido como inmunidad, la cual depende de componentes nutricionales para mantenerse reforzada. Consumir alimentos ricos en vitamina A o vitamina C, así como minerales como el zinc, resultará clave para garantizar sus prestaciones. Y si no, complementos alimenticios como los que ofrece Redoxon, para aportar un apoyo extra a las defensas, contribuyen a paliar un posible déficit.

¿Cómo afecta el invierno a las defensas?

Conforme disminuyen las temperaturas, aparecen ciertos problemas de salud. ¿Casualidad?

El frío provoca que un menor suministro de sangre llegue a las extremidades, para así poder garantizar el calor corporal en las partes más importantes del cuerpo. Esta reducción en el flujo sanguíneo provoca que el organismo posea menos glóbulos blancos para combatir enfermedades. Por lo tanto, con el frío, las defensas ven disminuida su eficacia, lo que provoca una mayor exposición ante los virus y demás amenazas que puedan afectar a nuestro organismo.

Es por ello que resulta importante saber cómo puede afectar el invierno al sistema inmunológico. Estos son algunos de los efectos:

  • El riesgo de infarto aumenta el 20%. El organismo contrae los vasos sanguíneos para conservar más el calor, lo que aumenta el riesgo de obstrucción y aumenta las posibilidades de que esto derive en un paro cardíaco.
  • Aumento de enfermedades. Viene dado por la bajada de las defensas del sistema inmunológico.
  • Hipotermia. Se produce cuando la temperatura corporal es inferior a 35º. Los síntomas más comunes son la contracción de manos y pies, los escalofríos o la piel de gallina, entre otros.
  • Depresión estacional. El frío afecta negativamente en la salud mental y emocional. En esta época son característicos la lluvia o los días con menos horas de sol, lo que provoca falta de motivación y más aislamiento social.

Redoxon, una ayuda extra para las defensas

Una vez se conoce cómo afecta el invierno al sistema inmunológico, lo más recomendable es tenerlo bien protegido para así evitar sus efectos negativos. No obstante, más allá de las recomendaciones habituales para fortalecerlo, Redoxon, de Bayer, ofrece toda una gama de productos para otorgar esa ayuda extra al sistema inmune. Estos son algunos de los más destacados:

  • Redoxon Vitamina C: el clásico por excelencia. Sus 30 comprimidos efervescentes con sabor naranja (también disponible en sabor limón) aportará la vitamina C necesaria para mejorar la protección de las células del organismo, contribuirá en la absorción del hierro y en la formación de colágeno. Es uno de los esenciales para evitar que los agentes externos habituales del invierno provoquen daño alguno en el cuerpo
  • Redoxon Extra Defensas: sus elevados aportes en vitamina C y zinc, así como en vitamina D, minerales y coenzima Q10, actúan sobre las defensas naturales del organismo otorgando un efecto antioxidante a las células para proteger contra el daño oxidativo.

En todo caso, Redoxon posee otros complementos alimenticios que pueden contribuir a ofrecer un aporte extra al sistema inmune, garantizando su correcto funcionamiento y protegiendo al organismo de los agentes externos comunes del invierno.

Leave a comment